Seguinos
https://tdnews.com.ar/wp-content/uploads/2020/09/tdnews-banner-colosal-1.jpg

Regionales

CAMPAÑA PARA APROBAR LA LEY DE EQUILIBRIO DE LA FAUNA URBANA

Publicada

en

Ciudadanos y ciudadanas de toda la provincia de Río Negro realizaron una jornada de visibilización, colocando afiches en todas las ciudades de la provincia, con el objetivo de dar a conocer el Proyecto Ley Nº 278/2020, “que duerme en la legislatura rionegrina, intentando incentivar a los legisladores y legisladoras su tratamiento en el parlamento de la provincia e impulsado por los legisladores de Rio Negro, Daniel Belloso y Nicolás Rochas.

Actualmente se encuentra en revisión y apunta a una solución integra a la problemática de la «fauna urbana» (nombre con el cual siempre se ha legislado dentro de la provincia y en los municipios de todo el país).

Los vecinos rionegrinos de sumaron al reclamo pacífico y visual través de pegatinas en diferentes ciudades de la provincia solicitando la aprobación de la ley.

Esto ya no es solamente una iniciativa de las «protectoras de animales domésticos» de la provincia, sino también de los vecinos que han comprendido la importancia de una nueva «salud pública unificada» sin distinción de especies a fin de evitar un colapso casi irreversible en todos los ámbitos sociales. 

¿Por qué pedimos el tratamiento y aprobación del proyecto de ley 278/2020?

Los ciudadanos rionegrinos estamos desamparados por la falta de una política pública en salud animal, ambiental  y humana, se necesita una sola salud como lo expone la Organización Mundial de la Salud.

Río Negro  como toda provincia argentina tiene autonomía en el área de Salud y por ello tiene la obligación de velar por la salud de sus habitantes, así como expresa el artículo 59 de su Constitución : «Es un derecho esencial y un bien social que hace a la dignidad  humana, los habitantes de la provincia tienen derecho a un completo  bienestar psicofísico  y espiritual ,debiendo cuidar de su salud».

Por supuesto que sabemos que el derecho a la salud no se satisface plenamente. Por ello son necesarias leyes complementarias que trabajen sobre el origen de las serias deficiencias de salud, que se logran a partir de la prevención, es decir evitando las circunstancias que las producen en este caso la sobrepoblación de perros y gatos.

Debido a que la progresión de reproducción de perros y gatos es geométrica, ninguna solución de progresión artimética puede resolver esta problemática, como por ejemplo el método del encierro, las adopciones o cualquier otro que no sea el de la castración quirúrgica masiva, gratuita, temprana sistemática, extendida y abarcativa.

El Estado tiene la obligación de estabilizar y disminuir su incremento. No solamente los animales son víctimas  de esta sobrepoblación  también las comunidades humanas  sufren las consecuencias y riesgos  derivados de esta situación, como  el exceso  de animales  en las calles ( mal llamados abandono ).

Si, (mal llamado) ya que la mayoría de la gente dice: «hay un montón de perros abandonados» pero lo que hay en realidad, es exceso de animales por la falta de castraciones.

Todo está colapsado dando lugar a las muertes que propicia el Estado como forma de control confundiendo a la población con un mensaje de que la crueldad es parte de una política de Estado, los envenenamientos por parte de ciudadanos desesperados y confundidos incitados a accionar violentamente.

Las parasitosis mortales para perros y gatos y las parasitosis en niños que pueden llevar a la pérdida de sus capacidades cognitivas si no se tratan a tiempo.

En el marco de un consenso de destacados profesionales y expertos, la Sociedad Argentina de Pediatría, teniendo en cuenta la relación de las parasitosis con el vínculo entre los niños y los perros y los gatos, destacó a este programa durante el pasado año, como la principal acción que de llevar adelante el Estado para una solución ética y definitiva de la sobrepoblación animal.

Continue Reading
Comenta aquí

Deja tu respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

× Envianos tu noticia